11/12/06

Retratos de hombre (I)

Dolor.
Impotencia.
Sufrimiento.
Injusticia.
Agonía.
Verdad.
Injuria.
Muerte.
(David)

12 Comments:

Blogger Luis Rivera said...

Piececitos: todo David, todo, es literatura. He aquí el hecho demostrable de un excelente técnico, de emoción puesta como propagandista al servicio del régimen, o de los varios regímenes en que se convirtió la Revolución en Francia. El cuadro puede ser bello, y primoroso en su perfección estética, pero el muerto Marat es el terrible Marat, y la apología (¿de quien de los dos, del asesinado o de la asesina?) convierten al cuadro en la buenaventura del advenimiento de Napoléon. Puestos a hacer literatura, prefiero el Marat-Sade de Peter Weiss sobre un escenario.
El problema es que el cuadro sin su historia no es, ¿y entonces...?

10:12  
Blogger pies diminutos said...

Desde luego, la escena de esta obra es indisociable de la Historia.

Pongo en antecedentes a los que no sitúan a este personaje:

"Jean-Paul Marat (1743-1793), periodista y político revolucionario francés.

Nació en las proximidades de Neuchâtel (Suiza) el 24 de mayo de 1743. Abandonó su hogar a los 16 años. Estudió medicina y se trasladó a Gran Bretaña. Cuando regresó a Francia publicó varias obras sobre teoría política, fisiología y física. Sin embargo la Academia de las Ciencias francesa rechazó sus trabajos, lo que le indujo a pensar que el poder establecido había presionado para que se tomara esta decisión.

La Revolución Francesa le abrió nuevas posibilidades. En septiembre de 1789 comenzó a publicar un periódico, L'ami du peuple (amigo del pueblo), que no tardó en convertirse en el diario radical más influyente de Francia. Criticó desde sus páginas a los políticos moderados con un lenguaje brutal acusándoles de traidores y animó al pueblo a utilizar la violencia contra ellos. Marat era considerado un fanático peligroso por sus enemigos, pero su pensamiento no era más que un reflejo del talante radical que ocasionó la caída de la monarquía en agosto de 1792; él contribuyó a crear la atmósfera de violencia que provocó las ejecuciones múltiples de prisioneros políticos en París durante el mes siguiente.

Cuando fue elegido diputado de la Convención Nacional, reclamó la adopción urgente de medidas dictatoriales para defender la Revolución. Era uno de los líderes del club jacobino de París, por lo que los diputados moderados, conocidos como girondinos, sentían un fuerte rechazo hacia él. Su lucha contra este grupo culminó el 2 de junio de 1793, fecha en la que la Convención condenó a 23 girondinos por pretender una insurrección en París. Esta acción permitió la formación de un poderoso gobierno jacobino, pero Marat no llegó a presenciar este acontecimiento, ya que fue asesinado el 13 de julio por una admiradora de los girondinos llamada Charlotte de Corday."

(Encarta)

A mí este maestro del Neoclásico que es David suele dejarme algo fría ante sus cuadros... son demasiado perfectos para mi gusto, (como todo lo clásico, evidentemente). Pero este de Marat desde pequeña me ha cautivado, antes de entenderlo me extrañaba ¿Qué hace ese hombre desangrándose dentro de una bañera? ¿Por qué tiene una carta en la mano? ¿Qué dice la carta? Me parecía una obra muy enigmática. Incluso me parecía algo siniestra. Esos terrores sin fundamento de cuando somos chicos.

"Marat-Sade"... el año pasado vimos en clase un montaje de esta obra que mi profe tenía grabado en vídeo. Nos dejo impactadísimos, y supongo que no llegamos a entender más de la mitad de su significado. Luego, la he buscado por las librerías y nunca la he encontrado. Me da rabia porque me gustaría leerla con tranquilidad. Sade... otro personaje al que dedicarle un buen post.

Un saludo, Luis.

12:11  
Anonymous Luis Rivera said...

En el cuadro hay un hecho que es significativo: David, diría yo, toma partido y le dedica la pintura: A Marat, David.
La lectura de la carta es la de Charlotte Corday, que le entregó a Marat para introducirse en su casa y mientras la leía asesinarlo. De hecho había conseguido la entrada (Marat estaba protegido) anunciándole que iba a denunciar a traidores de la Gironde.
La muchacha fué ejecutada.
La escena de la bañera, que David convierte en un clásico romántico de los viejos romanos muriendo desangrados en agua caliente, tiene una realidad menos prosaica: Marat, enfermo seguramente de posriasis solamente podía aliviar sus picores sumergido en agua caliente.
Coincido contigo en que la composición fascino, tiene un desmayo especial: por eso te digo que es literatura, efecto. Davis sitúa a Marat solo, no en el asesinato sino en la soledad de la víctima para atraer hacia él la pena cuando realmente la que iba a convertirse en víctima virginal y abnegada sería la Corday.

12:24  
Anonymous Luis Rivera said...

Hay que leer psoriasis por posriasis. Y fascina por fascino.

12:26  
Blogger perdidaentrelibros said...

Me sorprendió leer lo de tu fascinación por el cuadro de pequeña. Yo recuerdo ver este cuadro en una enciclopedia antigua -ni siquiera me acuerdo del nombre- y sentir esa misma atracción y curiosidad por un hombre que se desengraba en la bañera con una carta en la mano. Cuando mucho después supe quién era Marat y la suerte que corrió Charlotte no pude evitar sentir mucha más simpatía por la segunda, aunque en el cuadro uno no puede evitar sentir lástima por la forma en que le llegó la muerte al famoso revolucionario.
Coincido contigo en que la pintura de David es algo fría, por la perfección de su dibujo sin duda. Pero cuando estoy delante de una de sus obras no puedo evitar sentirme sobrecogida por la viveza de los colores y la fuerza que desprenden algunas de sus composiciones. Uno de sus mejores obras es, para mi gusto, Madame Recamier, donde el pincel de David alcanza dotes de maestría.
Por cierto, se me olvidó añadir a tu lista de retratos femeninos el de La condesa de Chinchón, de Goya, que me ha inspirado siempre una sensación de dulzura, tristeza y aceptación del destino como no he visto en ningún otro retrato.
Un saludo.

12:46  
Blogger pazzos said...

Te voy a nominar candidata al Petete de Oro para la edición de este año. Lo que aprendemos las bestias pardas con tu fascinante selección de Arte y la erudición de tus comentaristas.
Me siento en una esquina, calladito y sigo disfrutando con vuestras tramas y conjuras de jacobinos, girondinos y robespierres sanguinolentos.

15:40  
Blogger pazzos said...

Si te gustó Marat-Sade probablemente te gustarían también 1789 y Moliére, dos obras maestras del Théâtre du Soleil ambientadas en esa época tan fascinante y que quizás puedas encontrar en video en la Alliance Française de tu ciudad.

15:51  
Blogger Silvio Gnisci Morgach said...

Este de Giorgio de Chirico siempre me ha llamado la atención sabiendo quién es Chirico y qué pintaba...
Es parte de una etapa más, como la tuvo Picasso y otros muchos.

El retrato de Chirico es el de mi nick que lo he cambiado para que lo veáis.

16:06  
Blogger pies diminutos said...

Desde luego, la composición de David hace que nos dé pena Marat y que obviemos la muerte de la muchacha que colaboró en su asesinato. Por otro lado, es cierto el paralelismo con las bañeras y sus romanos desangrados dentro, pero lo de la psoriasis de Marat no lo sabía, no sabía que estaba tomando un baño para combatir sus efectos. Gracias, Luis, por informarme.

Perdidaentrelibros, qué curiosa coincidencia infantil, verdad? Que tendrá este cuadro que a las dos nos fascinó? Por otro lado, totalmente de acuerdo contigo con el tema de la viveza de los colores en David, la línea es fría, pero los colores no. Y gracias por añadir otro retrato femenino a la magnífica lista que hemos confeccionado entre todos. Besos, tenerte por aquí es un placer.

Pazzos, gracias por tus palabras, siempre me haces sonreír con tus comentarios, y sonreír me encanta! Me anoto tus recomendaciones, de nuevo gracias. Por cierto, el dibujito que te acompaña eres tú mismo disfrazado de una especie de Rey Mago posmoderno?

Silvio, no vemos ese retrato que nos dices, y es una pena, De Chirico es uno de mis favoritos, indispensable. A ver si lo vemos la próxima vez!

10:55  
Blogger pazzos said...

pies, es Sozzap el otro lado del espejo.

15:26  
Blogger fractal-para-cual said...

Agonía es el que más me cuadra con la imagen.
También lasitud.

01:17  
Blogger pies diminutos said...

Fractal, añadimos lasitud, muy acertada para la lista. Gracias!

Sozzap, encantada de conocerle! Vivan los espejos!

11:52  

Publicar un comentario

<< Home


Estadisticas web